El monte

Imprimir

En el monte se alimentan los ganados durante gran parte del año. En la primavera, los prados ya no se pueden pastar, tiene que crecer la hierba, que se siega en junio y se guarda seca en los pajares, para alimentar a los animales en la época invernal.
En el mes de septiembre se corta el ramajo de roble, se deja secar, y se guarda en los pajares para dárselo al ganado en los días de lluvia y nieve, cuando no pueden salir al campo.  También el "sardón", encina pequeña, sirve de alimento para ovejas y cabras en el invierno.
Del monte ,se trae la leña para calentar la cocina y el horno:urces, tojo, sardones... Y el herrero hacía carbón de brezo para la fragua.
La madera de roble, fresno, nogal, negrillo o moral se utiliza para hacer los aperos de labranza, y para diversas cosas.
Y en el monte se hacía, en muchos pueblos de Cabrera, la bouza, se cortaba o rozaba un trozo de monte al final de] invierno. Se quemaba al terminar el verano, antes de llegar las lluvias, y luego se sembraba el centeno. Por julio se segaba a hoz, se cargaba en el carro hasta donde pudiera llegar el carro- y se transportaba a la era para majarlo con el manal. Se repartía entre los vecinos el grano, a "cuartales", y la paja en "cuelmos".
Sobre el aprovechamiento del monte en el municipio de Encinedo, a finales del siglo XIX, tenemos este curioso texto, recogido por Valentín Cabero “tres carros de leña por cada vecino del municipio para el gasto de sus hogares, dos carros de hoja para el sostenimiento de los ganados en tiempo de nieves, trescientos ochenta y seis pies de roble para aperos de labranza de todos los labradores del municipio; y doscientos ochenta y dos para puentes y pontones. También se acordó que una vez que los montes son de poca producción, aprovechen todo el año los ganados lanar, cabrío, vacuno, caballar, mular y asnal” (libro de actas, 19-5-1892. Archivo municipal de Encinedo).

Copyright 2012. QualityJoomlaTemplates. Ayuntamiento de Encinedo